Sábado
18/11/2017

INDICADORES


Experto italiano se reunió con productores de berries para dar a conocer situación de las alas manchadas en su país
Durante su estadía en el país el experto visitó huertos de las regiones de La Araucanía, Los Ríos y Los Lagos, en las cuales se ha detectado la presencia de la plaga, lugares donde conoció las medidas implementadas por el SAG (Mundo Agropecuario).
14/11/2017


272 veces leida    BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



Experto italiano se reunió con productores de berries para dar a conocer situación de las alas manchadas en su país
Con la finalidad de dar a conocer la experiencia italiana en el control de la mosca de alas manchadas, Drosophila suzukii, el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) y el Comité del Arándano invitaron a nuestro país al investigador italiano Claudio Ioriatti, quien realizó una charla a los productores de berries de la región del Biobío sobre el comportamiento de la plaga, ocasión en la que profesionales del SAG dieron a conocer la situación nacional al respecto.
 
“Esta es una plaga que fue detectada a fines de mayo en la región de La Araucanía gracias al sistema de vigilancia implementado por el SAG, lo que permitió encontrarla en forma oportuna y así adoptar las medidas para su control, por ello es muy importante conocer la experiencia de otros países”, señaló Jaime Peña Cabezón, director regional del SAG de Biobío.
 
En este sentido Andrés Armstrong, director ejecutivo el Comité del Arándano de Asoex, explicó que “Claudio Ioriatti es un especialista en entomología que trabaja en Trento, Italia, región afectada por Drosophila suzukii, por lo cual creemos que es muy oportuno conocer la experiencia que ellos han tenido en estos siete años de conocer, investigar, de entender como funciona esta plaga, las medidas de control más eficientes que ellos han encontrado, y así no partir de cero”.
 
Asimismo  destacó  “el trabajo que ha realizado el SAG en relación al monitoreo precoz de la plaga, ya que sabíamos que era una plaga que se está expandiendo en el mundo, lo que nos permitió identificarla antes que llegara a los huertos, lo que es una ventaja para su control”.
 
Por su parte Ruth Castro, ingeniero agrónomo del programa Moscas de la Fruta del SAG, indicó que “las detecciones se realizaron a partir del mes de mayo y estamos efectuando acciones mancomunadas con el área pública y privada. Como Servicio hemos reforzado el sistema de vigilancia en las regiones de La Araucanía, Los Ríos y Los Lagos, ya que necesitamos delimitar la presencia de la plaga y evaluar la dispersión que tiene y la probabilidad de dispersión a otras regiones, además de su comportamiento”.
 
La profesional del SAG llamó a los productores que tengan sospecha de la presencia de la plaga en su huerto debido a daños en la fruta o a través de monitoreo que realicen en sus huertos, que informen inmediatamente a la oficina del SAG más cercana a su domicilio, lo que permitirá que inspectores tomen una muestra y ésta sea analizada en los laboratorios del Servicio.
 
Dentro de las medidas preventivas indicó que se sugiere, a nivel internacional, que haya un manejo integrado de la plaga, lo que implica que en momentos específicos se realicen aplicaciones químicas en caso de detecciones de ejemplares de la mosca de alas manchas, además de limpieza del huerto, eliminación de malezas que pudieran ser hospedantes de plaga, buen manejo del riego, monitoreo de la plaga en huertos cercanos a predios positivos, entre otras acciones, las que están indicadas en el web del SAG www.sag.cl 

Sobre el sistema de vigilancia, el Director Regional del SAG de Biobío indicó que actualmente existe una red de 145 trampas en la región, las cuales son revisadas cada 7 -10 días por inspectores del SAG, no arrojando resultados positivos a la plaga.

Mosca de alas manchas

La drosófila de alas manchadas es considerada una plaga emergente e invasiva, que ataca a una amplia gama de cultivos de frutas, así como a un número creciente de frutas silvestres. Está catalogada como una plaga cuarentenaria ausente del territorio nacional (Resolución SAG N°3080 y sus modificaciones posteriores).
 
Es considerada una grave amenaza económica en los cultivos, porque a diferencia de la mayoría de las especies de su género -denominadas comúnmente “moscas del vinagre” (las cuales no son plagas, debido a que infestan fruta sobre-madura, caída o en estado de fermentación) oviponen en frutas sanas que se encuentran en estado de maduración y que preferentemente poseen epidermis suave y delgada.
 
Posteriormente, sus larvas se desarrollan y se alimentan de la pulpa de la fruta, generando que esta se vuelva no comercializable. Esta plaga ha demostrado tener una rápida expansión, una fecundidad típicamente alta y un ciclo vital de corto tiempo, lo cual -sumado a la disponibilidad de hospederos y a las condiciones climáticas de nuestro país, nos permiten señalar que es posible encontrar zonas con condiciones adecuadas para el establecimiento y dispersión de esta plaga en Chile.