Domingo
20/05/2018

INDICADORES


Tradición ancestral: últimos rebaños de animales regresan desde veranadas
Esta temporada 34.693 animales, entre caprinos, bovinos, equinos y ovinos, fueron autorizados a utilizar los campos de pastoreo de la cordillera de Los Andes en la región del Biobío (Mundo Agropecuario).
07/05/2018


846 veces leida    BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



Tradición ancestral: últimos rebaños de animales regresan desde veranadas
Los últimos rebaños de animales que permanecían en algunas de las 29 veranadas autorizadas por el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) en la región del Bío Bío comenzaron a regresar a la precordillera y al valle central, luego de estar casi seis meses utilizando los campos de pastoreo en la Cordillera de Los Andes, los cuales fueron inspeccionados y muestreados, ayer, por funcionarios del SAG en la Barrera Sanitaria de San Fabián de Alico, ubicada en el sector El Principal.
 
“Esta es una costumbre ancestral, que se ha mantenido a lo largo del tiempo, en la que los ganaderos llevan sus animales a pastar a la cordillera. Por ello y para evitar la probabilidad de ingreso de alguna enfermedad al territorio nacional y el contacto con animales en el sector cordillerano, nuestro Servicio evalúa cada temporada los riesgos y con ello se definen medidas sanitarias tendientes a evitarlo”, explicó Iván Ramírez Delpín, director regional (s) del SAG.

Al respecto precisó que esta temporada se autorizaron 29 veranadas en la región, 16 en la provincia de Ñuble y 13 en la provincia de Bío Bío, a las cuales ingresaron 34.693 animales. “Previo al inicio de la temporada realizamos un censo a los animales que permanecen en las invernadas de la zona bajo control y cuando comienza la temporada, la que varía de acuerdo a las condiciones climáticas, se implementan las barreras sanitarias que ha establecido el SAG, lugar donde se autoriza la subida y bajada de los animales a la cordillera, instancia en la que también verificamos el número de animales y que su identificación corresponda a la información entregada”, dijo el directivo.

Por su parte el encargado regional de Protección Pecuaria, César Escobar Candia, señaló que “esta temporada las brigadas del SAG realizaron 3 inspecciones en cada veranada, que consisten en inspecciones clínicas y muestreos serológicos, con el objeto de detectar animales con signos compatibles con enfermedades exóticas, además de monitoreo serológico de enfermedades tales como: Arteritis viral equina, Muermo, Anemia infecciosa equina, Fiebre aftosa, Lengua azul, Brucelosis caprina y Artritis encefalitis caprina, según el plan anual de vigilancia definido por el Servicio”.

Asimismo, indicó que el trabajo en veranadas también tiene como finalidad atender en forma oportuna la sospecha de enfermedades, controlarlas y evitar la diseminación hacia otros territorios de la región.

Para realizar la vigilancia en la Cordillera de Los Andes en la región del Biobío el SAG cuenta con brigadas compuestas por un médico veterinario y un técnico pecuario, además de personal técnico en las barreras sanitarias, las cuales son apoyadas por personal de Carabineros de Chile cuando se requiere.